Los Presupuestos Generales del Estado, con un marcado carácter social, contemplan una inversión de 295,44 millones de euros en Asturias

15-01-2019

Presentación de los Presupuestos Generales del Estado

  • La cantidad supone un 2,4% del total de las cuentas y marca un incremento del 22,1% respecto al dinero invertido en el pasado año.
  • Con las cuentas, Asturias pasa del octavo al quinto puesto en cuanto al índice de inversión por habitante.
  • La Delegada del Gobierno destaca que la  finalidad principal de los Presupuestos es “recuperar los derechos que se perdieron durante los siete años de gobierno del Partido Popular”.
  • Los pensionistas, los cuidadores o las personas paradas de más de 52 años, entre los principales beneficiarios de las medidas.
  • El Ministerio de Fomento incrementa las inversiones en Asturias, con 1,4 millones para reducir el peaje del Huerna y 77,6 millones para la Variante de Pajares.

Los Presupuestos Generales del Estado para 2019, que ayer se presentaron en el Congreso de los Diputados, contemplan una inversión de 295,44 millones de euros en el Principado de Asturias y tienen un marcado carácter social que persigue el objetivo de “recuperar los derechos que se perdieron durante los siete años de gobierno del Partido Popular”, según ha destacado esta mañana la Delegada del Gobierno en la Comunidad Autónoma, Delia Losa Carballido.

Losa presentó el impacto en Asturias de estos Presupuestos en una rueda de prensa en los que estuvo acompañada por los directores de las distintas áreas de la Delegación del Gobierno: Jorge Palacio Morán (Fomento), Gonzalo Mesa Álvarez (Industria y Energía), José Emiliano Sarralde Vizuete (Alta Inspección de Educación), Enrique Rodríguez Nuño (Agricultura y Pesca), Alejandro Alonso Pantoja (Sanidad) y Trabajo e Inmigración (Elena Menéndez Requejo). También participó el responsable de la Unidad de Violencia de Género de la Delegación del Gobierno, Juan Antonio Oceja Torres.

La Delegada señaló que esa inversión de 295,44 millones de euros supone un 2,4% del total de los Presupuestos e implica un incremento del 22,1% respecto al dinero que se destinó a la Comunidad Autónoma el año pasado. Asimismo, enfatizó que establecen una inversión por habitante de 254,61 € frente a los 204,11 € de 2018, por lo que Asturias pasa del octavo al quinto puesto en lo que se refiere a la inversión per cápita.

Gasto social

La Delegada puso de manifiesto el carácter social de los Presupuestos y señaló que “gracias a estas cuentas habrá colectivos que percibirán una mejora notable en su calidad de vida”. En este sentido, la revalorización de las pensiones afectará a 275.555 asturianos, lo que supone casi un 27% del total de la población, es decir, algo más de 1 de cada 4 asturianos y asturianas. Para todos ellos, las pensiones se incrementarán como mínimo un 1,6% y, en el caso de las mínimas y no contributivas, un 3%. Las pensiones de viudedad para mayores de 65 años se calcularán a partir de ahora con el 60% de la base reguladora, lo que supondrá un aumento superior al 1,6%.

Del mismo modo, la supresión progresiva del copago farmacéutico a los pensionistas beneficiará a 186.562 personas, un 18% de la población asturiana.

Las personas cuidadoras, por su parte, se verán beneficiadas al recuperar su cotización a la Seguridad Social, con una inversión de 5,7 millones de euros y 3.268 beneficiarios.

Los Presupuestos también recogen una inversión de 1,4 millones de euros para el desarrollo del Ingreso Mínimo Vital, una medida que beneficiará a 11.076 asturianos y asturianas.

Los parados mayores de 52 años, por su parte, recuperan el subsidio de desempleo, que con una inversión de 5,5 millones de euros beneficiará a 1.938 personas.

La Delegada señaló la igualdad real entre hombres y mujeres como “una de las prioridades de este Gobierno”. Los Presupuestos contemplan el incremento de 5 a 8 semanas del permiso de paternidad, con un gasto de 4,9 millones de euros y 3.109 beneficiarios. Del mismo modo, la pobreza infantil se combate con ayudas de comedor para 1.667 niños y niñas y una inversión de 0,9 millones de euros.

La lucha contra la violencia de género también constituye un eje de actuación con el incremento de los fondos destinados a los Ayuntamientos, que en el caso de Asturias supone una inversión de 0,4 millones que afectará a 2.711 beneficiarios

Infraestructuras

Dentro del capítulo de infraestructuras, la Delegada destacó el aumento experimentado por el programa de creación de infraestructuras de carreteras, que crece un 47,5% y se sitúa en 50,73 millones de euros. En ese sentido, se destinan dos partidas a la autopista A-63 (19,8 millones para el tramo Cornellana-Salas y 600.000 euros para el tramo Salas-El Regueirón) y 13,1 millones de euros para el vial Lloreda-Veriña de acceso al puerto de El Musel. El vial de Jove, en fase de proyecto, recibe 100.000 euros.

Asimismo, se destinarán 1,4 millones de euros para subvencionar las medidas de reducción de peaje en la autopista AP-66 (Campomanes-León), con un descuento del 30% del peaje para los vehículos pesados y del 50% en el peaje de vehículos ligeros a partir del quinto paso por la barrera de peaje y siempre que el peaje se abone con el sistema dinámico “Vía T”.

Los Presupuestos destinan 400.000 euros a la Ronda Norte de Oviedo y 600.000 euros al nuevo acceso al Puerto de Avilés, en ambos casos para proseguir la redacción del proyecto. La ampliación del tercer carril y la remodelación de enlaces en la autopista Y también recibe 100.000 euros destinados a continuar la redacción del proyecto. Las cuentas destinan partidas para el mantenimiento y la mejora de la seguridad vial (23,9 millones de euros), así como para las intersecciones de Jarrio y Tapia de Casariego (100.000 euros en cada caso). La adecuación de los túneles del Principado de Asturias al Real Decreto 635/2006 recibe 15,7 millones de euros.

En cuanto a los ferrocarriles, la inversión en Asturias asciende a 160 millones de euros, lo que supone un incremento del 23,4% respecto al año anterior. La Variante de Pajares recibe una dotación total de 114,2 millones de euros, de los cuales 77,6 millones se centran en su vertiente asturiana. La Red de Cercanías recibe una inversión total de 80,4 millones de euros que incluye los accesos a Gijón (7,4 millones d eeuros), la renovación integral de la vía de la línea Gijón-Laviana y la superestructura de Langreo (11,3 millones), el Plan de Cercanías (42 millones de euros) y la inversión de Renfe en Cercanías (18,2 millones de euros). Las cuentas destinan 1 millón de euros a la construcción del puente de Nicolás Soria, en Oviedo, mientras que el estudio informativo y la redacción del proyecto acordado por la sociedad Gijón al Norte, dentro del Plan de Vías, recibe 315.930 euros. La integración ferroviaria en Avilés recibe 50.000 euros.

Los Presupuestos Generales del Estado contemplan 23,68 millones de euros para los puertos asturianos y 3,296 millones para el Aeropuerto de Asturias.

Transición Ecológica

El Ministerio de Transición Ecológica, por su parte, invertirá en Asturias 11,73 millones de euros. Dentro de esa inversión cabe destacar el aumento experimentado por los fondos destinados al Plan CRECE, orientado al saneamiento y la depuración del agua de Asturias y que se dota con 4,5 millones de euros frente al millón de que dispuso en 2018. Asimismo, con la finalidad de garantizar el desarrollo económico de las comarcas mineras, se promoverá la firma de convenios entre el Ministerio y las Comunidades Autónomas afectadas.

Recaudación

La recaudación crecerá un 14,1% como consecuencia de la implantación de un tipo mínimo para las grandes corporaciones, la banca y las empresas de hidrocarburos. Dicho tipo mínimo no afectará al 99,3% de las empresas que tributan por este impuesto, lo que quiere decir que únicamente afectará a 10.092 empresas de más de 1,5 millones de empresas declarantes.  Asimismo, se establecerá un tipo mínimo para que las grandes empresas, aquéllas que facturan más de 10 millones de euros, tributen en proporción a sus ganancias. Del mismo modo, una de cada cuatro empresas se verá beneficiada por la rebaja de dos puntos en el tipo del impuesto de sociedades para empresas que facturen menos de un millón de euros.

El IRPF aumenta para las rentas más altas: a partir de 130.000 euros para rentas del trabajo (unos 80.000 contribuyentes, el 0,4% de los declarantes) y de 140.000 euros para rentas de capital (unos 20.792 contribuyentes, un 0,1% de los declarantes).

El impuesto sobre el diésel aumenta en 3,8 céntimos por litro, que para un conductor medio que realiza 15.000 kilómetros al año supone un coste de 3,3 euros al mes. Se excluye de dicho impuesto a los profesionales del transporte.

Asimismo, se generan nuevas figuras impositivas, como el impuesto sobre las transacciones financieras (sólo para la compra de acciones españolas cotizadas cuya capitalización bursátil sea superior a 100 millones de euros) o el impuesto sobre determinados servicios digitales, que afectará a empresas con ingresos anuales mundiales superiores a 750 millones de euros y en España superiores a 3 millones de euros.